4 pasos que debe dar para protegerse en línea

Selene Agüero

Si le preguntan: ¿sería capaz de compartir con alguien más el cepillo con el cual se lava los dientes?, existen muchas probabilidades de que usted responda a esa pregunta con un rotundo “NO”, y aunque parezca una pregunta muy poco usual, los expertos apuntan a que el mismo pensamiento debe ser aplicado por los usuarios en las contraseñas.

De acuerdo con Roberto Martínez, analista de seguridad para Kaspersky Lab América Latina, tener la mentalidad de no compartirlas con nadie y cambiarlas con frecuencia, disminuye las probabilidades de que las personas sean un blanco fácil para los cibercriminales.

Los profesionales de seguridad de la compañía, llegaron a estas conclusiones luego de aplicar una encuesta donde casi la tercera parte de la muestra afirmó que utiliza dos o tres contraseñas similares para todas sus cuentas.

Otro de los hallazgos que se obtuvo del estudio, fue que uno de cada siete usuarios utiliza solo una contraseña para todas cuentas. Uno de cada diez encuestados confesó que utiliza contraseñas con menos de ocho caracteres de longitud, y el 12% no utiliza mayúsculas, números y/o caracteres especiales para mejorar sus contraseñas.

 Mientras que más de la mitad de la muestra explicó que apuntan sus contraseñas en un pedazo de papel, en sus celulares o en archivos de texto guardados en sus computadoras.

Para evitar ser víctima de robo de información, le recomendamos aplicar los 4 “No”:

1. No utilice datos personales: información como la fecha de nacimiento, nombre, o el nombre de la pareja son opciones obvias que permiten descifrar con más facilidad tu contraseña. Hacer esto es el equivalente a dejar las llaves de la casa bajo un tapete en la entrada.

2. No utilice palabras existentes: Palabras reales escritas al derecho o al revés tampoco ofrecen un nivel de protección elevado, ya que se pueden descifrar en segundos. 

3. No use contraseñas populares: Algunas de las contraseñas comúnmente utilizadas incluyen ciertas secuencias del teclado (como “QWERTY”), nombres propios, groserías, o simplemente la palabra “contraseña”. Esto es como si se dejara la puerta de la casa abierta.

4. No recicle contraseñas: Evite utilizar la misma contraseña para proteger distintas cuentas. Si lo hace, si una de sus cuentas se ve comprometida, el resto de las cuentas que comparten la contraseña también lo estarán.

Continúe con el especial: 

¿Qué pasa en un minuto de Internet?

En poco tiempo, Internet alcanzó todos los rincones de la Tierra

El día en que el mundo se quede sin Internet…

Leave a comment

Send a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *