Debido a la crisis sanitaria, casi tres millones de empresas de la región podrían cerrar. Por su baja digitalización, las Pymes están más expuestas a formar parte de la lista.

“Por favor, firme aquí”. Desde marzo de 2020, cuando se decretó la pandemia del covid-19, la frase dejó de escucharse en los ambientes de negocio de toda América Latina. Pequeñas y medianas empresas de la región, cuyas actividades de negocio aún dependen del papel y de la interacción humana directa, han resentido esta situación.

Este bajo nivel de digitalización de las Pymes, que representan el 99,5% de las empresas en la región (según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos; OCDE), aumenta su riesgo ante la crisis sanitaria.

Además: Día Mundial de Internet: trabajar por la democratización y uso seguro de la red

En efecto, según el Banco de Desarrollo de América Latina, en plena pandemia, menos del 40% de las Pymes pudo desarrollar canales de venta digitales. En tal contexto, no sorprende que la OCDE estime que en Latinoamérica y el Caribe, la crisis sanitaria causará el cierre de 2,7 millones de empresas, la mayoría Pymes.

“La firma electrónica puede ser uno de los primeros pasos en la transformación digital de una Pyme; y uno de los más beneficiosos en la llamada nueva normalidad: con esta innovación, las empresas pueden, entre otros beneficios, impulsar sus ingresos al acelerar los procesos necesarios para cerrar una venta”, afirmó Dario Llorente, Head of LATAM Channel Sales en Adobe.

Adobe, ha desarrollado el portafolio más robusto e innovador en materia de firma electrónica. Por eso está en una posición ideal para evidenciar las múltiples razones para que las Pyme adopten ya la e-firma:

Importante: ¿Por qué aumentaron los ataques a dispositivos móviles?

  • Es una innovación económicamente accesible: las soluciones de firma electrónica de Adobe se pueden aprovechar desde la nube; con base en un pago mensual fijo y sin que sea necesario invertir en nuevo software o hardware.
  • Es una tecnología con impacto al negocio: al evitar la generación, gestión y traslado de documentos físicos que requieren una rúbrica, esta innovación reduce los ciclos de firmas, que pasan de 8 días a 3 horas.
  • Proceso más veloz, ventas más rápidas: como acelera los procesos de rúbrica que son necesarios para cerrar una venta, la firma electrónica puede incrementar potencialmente los ingresos de un negocio en un 20%.
  • La e-firma influye en el consumidor: el manejo de documentos digitales, en donde la firma electrónica es un elemento central, se convierte en un factor clave para una óptima experiencia del cliente (CX). 48% de las empresas considera que la gestión de documentos digitales ayudó a mejorar la CX durante la pandemia.
  • Son rúbricas seguras y confiable: las soluciones de Adobe, por ejemplo, garantizan que las firmas electrónicas sean creadas, administradas y almacenadas en línea con los máximos estándares de seguridad y cumplimiento, tales como ISO 27001, PCI DSS o SOC 2 tipo 2.

Le interesa: Estándar ISO 27002: Controles de apoyo a la Norma ISO 27001:2013

Solo por medio de las soluciones de firma electrónica de Adobe, se han realizado más de ocho millones de transacciones en todo el mundo, y abarcando todo tipo de empresas: startups, Pymes y organizaciones de escala global.