Consumo responsable de energía para luchar contra el cambio climático

Adrian Gonzalez

Ahorra energía en el hogar es una forma de contribuir para que disminuyan las emisiones de CO2, causantes del Calentamiento Global.

El año pasado cerró como el más cálido después de 2016, según datos de la Organización Meteorológica Mundial (OMM), que advierte que “en el camino actual de las emisiones de dióxido de carbono, nos dirigimos hacia un aumento de la temperatura de 3 a 5 grados centígrados para finales de siglo”. Y, precisamente, en uno de los años más calientes registrados, Australia fue tierra árida para quelos incendios se convirtieran en una catástrofe devastadora que impactó a las personas a lo largo de todo el planeta, por la pérdida de vidas humanas, así como de fauna y vida silvestre.

“Muchos nos sentimos impotentes y vimos imágenes lamentables del daño ocasionado en Australia; sin embargo, desde nuestros hogares tenemos la posibilidad de aportar para que las emisiones de CO2 disminuyan mediante un consumo responsable de la electricidad. En Schneider Electric creemos que la energía es un derecho humano básico y fundamental y debemos lograr que sea estable, confiable y segura, para mejorar la calidad de vida de las personas”, indicó el director de Canales de Schneider Electric Centroamérica, Jason Iong.

Disminuir la cantidad de CO2 que llega a la atmósfera es un reto ya que la urbanización se mantiene en crecimiento y las ciudades son responsables del 70% de las emisiones de Dióxido de Carbono, según el Fondo Mundial para la Naturaleza (WFF por sus siglas en inglés) Para la región Centroamericana, el Calentamiento Global no es un problema lejano ni ajeno. Con el año que recién comienza, los países se enfrentan a épocas de lluvia o de sequía, que en años anteriores, han afectado la agricultura, ganadería e infraestructura de las distintas naciones y provocado la pérdida de vidas humanas.

– Iluminación: la iluminación de un hogar consume al menos el 5% de la electricidad. La mejor forma para disminuir este gasto es optar por iluminación LED que es más eficiente y segura. En el mercado existen opciones certificadas que garantizan un consumo más bajo y el resguardo del patrimonio de la familia, ya que las luces LED no se calientan. Además, es necesario tener el hábito de utilizar la luz artificial solo cuando sea indispensable, y apagar las bombillas una vez que no se necesitan.

– Consumo vampiro: es la energía consumida por algunos aparatos eléctricos que están conectados pero apagados. Entre los que más consumo generan están el horno de microondas (2.8 W por hora), el reloj despertador (3.2 W por hora), televisor (6.4 W por hora), equipo de sonido (30 W por hora), Modem (7.1 W por hora) y los cargadores de celular que consumen las dos terceras partes de la electricidad que demanda un teléfono.

– Lavado: consume el 20% de la electricidad en un hogar promedio (2 adultos y 2 niños). Este gasto se incrementa si el lavado se hace con agua caliente y si el hogar no tiene grifo que la suministre, ya que la lavadora debe calentar el agua a través de resistencias. Existen en el mercado opciones de lavadoras con sensores y pesas que hacen el lavado más eficiente reduciendo el consumo de agua y energía.

– Cocina: en la preparación de los alimentos se estima que se gasta un 25% del total de la factura eléctrica. Al utilizar la cocina es indispensable asegurarse de que las ollas o sartenes tengan un diámetro igual o superior a las hornillas, de esta manera se aprovecha todo el calor generado por la cocina. Si se va a utilizar el horno, hay que aprovechar el calor residual que este genera, es decir no apagarlo cuando la comida esté lista sino 10 a 5 minutos antes. Tampoco es conveniente abrir la puerta del horno mientras estás cocinando, ya que cada vez que se hace la temperatura baja y requiere nuevamente más energía para regresar a la temperatura que tenía.

– Calentadores y duchas: son los que generan el mayor consumo en un hogar promedio, alcanzando un 35%. La ducha es una tecnología más antigua que no permite un consumo eficiente, por lo que la recomendación es no extenderse mucho en el baño y así ahorrar electricidad y agua. Respecto a los calentadores, en el mercado hay opciones ecológicas con capacidad de calentar el agua reduciendo el consumo de energía.

Este artículo está clasificado como: , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR