Dominicana crea sus propias herramientas contra ciberdelitos

Redaccion

La isla trabaja en la creación de una estrategia nacional de seguridad cibernética y un centro nacional de respuestas a incidentes de este tipo, con ayuda de la OEA.

Keylor García

La lucha contra las amenazas en seguridad cibernética va más allá de factores legales o tecnológicos y debe valorar causas psicológicas y sociológicas que determinen cuáles serán las nuevas coacciones en el futuro.

En ese sentido, el presidente del Instituto Dominicano de las Telecomunicaciones (Indotel), Gedeón Santos, advirtió sobre nuevas ciberamenazas que enfrentará el país, además de anunciar una Estrategia Nacional de Seguridad Cibernética, que contará con apoyo técnico de la Organización de Estados Americanos (OEA).

Debido a que los retos son múltiples, Indotel creará el Centro Nacional de Respuesta a Incidentes Cibernéticos para prevenir ataques contra las infraestructuras críticas del Estado, reducir vulnerabilidades y minimizar los tiempos de respuesta para la recuperación ante cualquier incidente.

“La principal problemática para enfrentar los asuntos de seguridad cibernética es que no hay una única solución para luchar contra estas amenazas, además de que no es posible limitar su solución exclusivamente a factores legales o tecnológicos”, expresó Gedeón.

Agregó que es necesario valorar factores psicológicos y sociológicos que permitan determinar cuáles serán las nuevas amenazas en un futuro cercano.

En este sentido, los responsables deben plantearse retos de orden social, económico, político y humano para proteger las infraestructuras interconectadas y actuar mediante acciones coordinadas a nivel nacional e internacional.

Vulnerabilidad cibernética

El presidente de Indotel precisó que las acciones deben estar dirigidas a la prevención, respuesta y recuperación de los crímenes y delitos mediante infraestructuras informáticas y de telecomunicaciones, como como el secuestro clandestino de un sistema, la denegación de servicio, la destrucción o robo de datos sensibles.

También, advirtió sobre la piratería de las redes de telecomunicaciones o hacking, el robo de identidad o phishing, penetración en la protección de los programas informáticos o cracking y la manipulación fraudulenta de las conexiones telefónicas, entre las que se encuentran el sabotaje y secuestro de las centrales telefónicas.

Le recomendamos: Capturan a seis supuestos ciberatacantes de diarios salvadoreños

“Sin embargo, las tecnologías que han provocado grandes avances socioeconómicos son, asimismo, causa de la aparición de vulnerabilidades caracterizadas, entre otras, por la gran dependencia de dichos sistemas, la facilidad de su adquisición y utilización, la posibilidad de hacerlo a bajo coste y alta velocidad, y la disminución de las exigencias de seguridad derivada de su rápida y progresiva implantación”, indicó.

Gedeón señaló que esas vulnerabilidades no son desconocidas para individuos y organizaciones criminales y terroristas, que han percibido que las redes de telecomunicaciones y las tecnologías de la información y comunicación son una herramienta extremadamente útil para la comisión de delitos.

“En los últimos años, nuestros gobiernos han sido blancos de ciberataques por parte de organizaciones criminales o de hackers, la mayoría de ellos generados en un país y con efectos en otros”.

Proteger infraestructuras críticas

Gedeón Santos consideró que no solo se trata de proteger a la propia información, sino también, y no con menos importancia, “a los sistemas de información que soportan los servicios esenciales de un país, las infraestructuras críticas del Estado, cuya destrucción o pérdida de funcionalidad podría afectar de forma grave a la economía, sociedad y seguridad comunes”.

En la República Dominicana han hecho avances significativos en el terreno de la seguridad cibernética, como laLey No. 53-07 contra crímenes y delitos de alta tecnología.

Además: El alojamiento web es la víctima favorita de DDoS

Dicha ley tiene el propósito principal de hacer frente a la preocupación originada por el rápido crecimiento de los peligros y de las graves consecuencias sociales y económicas relacionadas con la cibercriminalidad transfronteriza, incluida la actividad terrorista en Internet y frente a la carencia de previsión de estos crímenes y delitos relacionados con las tecnologías de información y comunicación en la legislación penal dominicana.

También indicó que las formas más graves de cibercriminalidad son, la mayoría de las veces, de carácter internacional, por lo que el país reconoció la necesidad de contar con un instrumento eficaz y compatible que refuerce la cooperación entre Estados.

El Indotel promovió la adhesión de la República Dominicana a la Convención sobre Ciberdelincuencia del Consejo de Europa, convirtiéndonos así, en el primer país del mundo no signatario en formar parte de ese tratado internacional.

Este artículo está clasificado como: , , , , , , , , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR