El 2016 no fue el mejor año para los smartphones

Soy Digital

La desaceleración en las economías de los grandes mercados o reemplazar los dispositivos en lugar de comprar nuevos, fueron algunas causas. Aún así Huawei y Samsung lograron cifras récord en ventas.

Juan José López Torres @jjlopezt

El año pasado, las ventas de smartphones tocaron techo a escala global, una realidad que la consultora IDC anticipó en el primer cuarto del año por medio de un informe.

Para junio, la misma consultora dio a conocer que las ventas presentaban un comportamiento a la baja y el crecimiento para el cierre del año sería de 3.15%. Algunos titulares mediáticos hablaron de que el mercado mundial de smartphones crecería menos del 6% y otros más dramáticos hicieron referencia a un desinflamiento o estancamiento.

A pesar de que el sistema Android supera sobremanera a sus competidores, y las principales marcas como Samsung y Huawei gobernaron las preferencias, el mercado global de consumo no dio para más.

Sugerido¿Qué esperar de los smartphones en 2017?

Hacia septiembre, IDC dijo nuevamente que las ventas mundial crecerían poco, pero esta vez anticipó que solo el 1.6%, lo que representaría alrededor de 1 460 millones de unidades, que dicho de otra manera estaba muy por debajo del 10.4% en relación con 2015.

¿Qué provocó el frenazo en una de las industrias más pujantes de los últimos tiempos y que en parte no solo ha acercado la tecnología a todos los estratos sociales de los países sino que además ha rebasado a sus poblaciones?

De acuerdo con el informe de la consultora todo radica en la desaceleración y declive en los mercados de los países desarrollados. En septiembre anterior, ya la ONU hablaba del encaminamiento hacia la tercera recesión económica global, a pesar de que el panorama se mostraba más favorable.

En el Reporte de Comercio y Desarrollo, 2016, La Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD) se refirió a la crisis de deuda, similar a la de 2010.

Las señales de alarma se han disparado desde hace un tiempo por la explosión de deuda corporativa en las economías emergentes del mercado”, se desprendió del documento.

En contraste, la consultora hizo ver que al menos los mercados emergentes mantendrían el crecimiento positivo.

Jitesh Urbani, analista de investigación sénior en IDC, justificó que “la innovación en el terreno del smartphone parece haberse detenido, porque los consumidores se sienten cada vez más cómodos con smartphones ‘suficientemente buenos’, sin más. Sin embargo, los grandes fabricantes y empresas de telecomunicaciones tratan de acelerar las renovaciones y acortar los ciclos de vida mediante el lanzamiento de programas de intercambio o recompra”.

También: Smartphones se apoderarán del mercado en el 2016

A pesar de las circunstancias, Huawei alcanzó la venta de 100 millones de dispositivos en octubre, y demostró un crecimiento galopante frente a sus competidores. En tanto Samsung había vendido 76.7 millones al término del segundo semestre, lo que le permitió distanciarse de Apple, su máximo rival.

Hacia el final de la década, la industria ha previsto que los phablets tendrán un mejor comportamiento debido a tendencias como la realidad virtual y la aumentada, de tal forma que se adueñarán de al menos la cuarta parte del mercado frente a los smartphones, que se quedará con la tercer parte.

Para este año, la consultora prevé que haya un repunte en la venta de smartphones entre otras razones por flexibilidad en los costos de adquisición de los dispositivos y por otra por la generación de contenidos de realidad aumentada y virtual.

Este artículo está clasificado como: , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR