El Salvador más fuerte hacia tecnología LTE

Geraldine Varela @varelageraldine

Hasta junio de 2016 El Salvador era el único país con 0 tecnología LTE (Long Term Evolution) 4G, sin embargo, la inversión de las empresas de telefonía han permitido que el país ingrese en esta nueva  etapa y en los últimos cuatro meses el proceso de encendido de la red LTE se ha desarrollado exitosamente en las principales cabeceras departamentales del país, San Salvador, San Miguel y Santa Ana y continuará hasta lograr la sustitución de toda la red en el resto del territorio nacional.

Este tipo de tecnología de transmisión de datos permite conexiones a Internet más rápidas y estables, principalmente en telefonía móvil. La LTE o Long Term Evolution es un estándar de transmisión de datos de alta velocidad, que se utiliza para el IoT, en el que hay conectividad entre dispositivos como refrigeradoras, televisores, relojes, monitores de salud y otros. 

Le puede interesar: Costa Rica y Panamá líderes del LTE

Inicialmente Telefónica realizó el lanzamiento de la red LTE, como parte de la inversión de US$250 millones que realizará para la implementación de esta tecnología en todo el país, con lo cual se convirtió en la primera operadora en ofrecer dicha tecnología en El Salvador y para ello comenzaron a trabajar en sustitución de tecnología durante todo el 2016, de acuerdo con Sergio Chueca, director país de Movistar El Salvador.

Unos meses después Tigo anunció una inversión de US$1,000 millones para los  próximos cuatro años, gran porcentaje de este monto, para la implementación de LTE.

También: LTE será una realidad en El Salvador

“La implementación de esta tecnología, de última generación busca satisfacer la creciente demanda en el uso de datos móviles y la constante aparición de aplicaciones y servicios en línea, en los que se puedan conectar muchas personas al mismo tiempo”, aseguró Marcelo Alemán, CEO de Tigo El Salvador.

Para el representante corporativo, la inversión en frecuencia óptima para desarrollar la tecnología Tigo LTE 4G está ligada a la apuesta de la compañía por las frecuencias bajas, que es donde los datos fluyen con mayor velocidad.

Para tener acceso a la red LTE, los usuarios deben contar con un teléfono que soporte esta tecnología. Es importante señalar que no todos los smartphones son LTE, pero en el mercado existen modelos a precios accesibles que pueden adecuarse a este recurso. Además, deben contar con un chip nuevo que contenga este tipo de protocolo de transmisión. Finalmente, deberán estar en áreas con cobertura LTE.

Leave a comment

Send a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *