Así será el data center del futuro

Soy Digital

En la mente de los CIO, las características que debe albergar el del futuro se centran en energía renovable, infraestructura virtualizada e hiperconvergente y procesamiento de alta disponibilidad.

Quisi Aguilar/ Róger Gutiérrez

En la actualidad para innovar en las empresas, en los departamentos IT y en los centros de datos, se ha recomendado que se observe lo que están haciendo otras organizaciones, si eso les funciona a ellas es posible que también a usted.

Es bueno que observe y preste atención, pero no por mucho tiempo, también es necesario que deje de asomarse por la ventana y se ponga manos a la obra. La mejor forma para hacerlo es conociendo qué es lo que quiere encontrar en la competencia, por ejemplo, un centro de datos con todas las capacidades necesarias, que brinda redundancia y garantiza continuidad en la operación.

“Creemos que los data center para el 2025 serán más eficientes, debido a que la tasa de utilización de los sistemas IT aumentará drásticamente, incrementando la densidad dentro de los racks. Aumentará (también) el uso de virtualización y de la nube. Además, estimamos que los data centers grandes lo serán todavía más y los data centers pequeños serán mucho más eficientes”, dijo Cristian Álvarez, especialista técnico de Tripp Lite para el Cono Sur.

Para que estos centros de datos cumplan con las demandas de las empresas es necesario que funcionen y estén actualizadas acorde con las tendencias de arquitectura, energía, cableado, procesamiento, racks y servidores.

La revolución del Internet de las Cosas (IoT), las redes sociales, la consolidación del cloud computing, y la cantidad de datos en el ciberespacio obligará a la construcción de más centros de datos, más pequeños y sencillos de gestionar.

Muchos de los líderes de tecnología consideran que sus centros de datos estarán 100% en la nube, ya sea de manera pública, privada o híbrida, como lo haría Allan Borges, director de TI del Ministerio de Obras Públicas y Transporte (MOPT) de Costa Rica.

Esta es una visión que se está haciendo popular en los departamentos de tecnología y que Jennie Quiroz, CIO de Visión Mundial en Honduras, argumentó de la siguiente manera: “Quizá en el 2025 ya no existan los data centers, todo va estar en la nube, sería complicado, pero cuando hablamos de data center a futuro, debemos tener la parte de comunicaciones, servidores, la parte eléctrica y de enfriamiento de servicios más especializados con salidas a Internet, también deben tener aire acondicionado de precisión, control de humedad y réplicas de los servidores”, expuso.

Otra tecnología que se hace irresistible para los líderes es la virtualización, a pesar de que ciertos aspectos que ofrece son similares a la nube, no son intercambiables. Con la virtualización el software manipula el hardware, mientras que la nube consiste en el servicio resultante de esa manipulación.

El consumo energético es otro de los temas que prácticamente obsesiona a los administradores de data centers. En la encuesta Centro de datos 2025: Explorar las posibilidades, de Emerson Network Power, el 33% de los encuestados consideró que el consumo energético para el 2025 será mucho más bajo, mientras que un 31% consideró que bajará, pero no de manera tan determinante.

Además, existe un creciente optimismo por centros de datos que dependan de energía renovable como la solar, en ese mismo informe el 21% de los entrevistados consideraron que podrán incorporar este tipo de energía a su infraestructura, pero que tienen que empezar a trabajar ya para lograrlo.

Alexander Fonseca, jefe de la Unidad Informática de RECOPE, en Costa Rica, aseguró que para el 2025, con la incorporación de elementos de control que permitan medir la energía utilizada en el data center, se llevaría medición precisa del PUE. Adicionalmente, valoraría el tema de energía solar e introducirlo progresivamente en el alumbrado, los aires de confort y las áreas críticas.

“Lo administraría con energía renovable solar o eólica, que sea amigable con el medio ambiente, con equipos de bajo consumo y administrada con energía solar”, dijo Miguel Díaz, gerente de infraestructura de Banco de los Trabajadores, en Honduras.

Esto colaborará a incrementar la eficiencia energética de los elementos de la infraestructura electromecánica que dan soporte al centro de datos, además será cada vez más utilizado un sistema de confinamiento que reduzca el consumo y desperdicio energético.

En este contexto, el Data Center Infrastructure Management, o DCIM, será una herramienta fundamental para la correcta administración del consumo de energía de TI.

Continúe con este especial: 

¿Qué de los centros de datos preocupa a los CIO?

7 claves para que un data center tenga infraestructura del futuro

Este artículo está clasificado como: , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR