IA y blockchain, los disruptores de los sistemas

Juan José López Torres

La inclusión de la inteligencia artificial y el blockchain han repercutido en varios sectores productivos y de servicios, como la banca y el automotriz

En la actualidad resulta innegable reconocer los avances vertiginosos de la tecnología en todos los ámbitos de la vida. Las diferentes esferas de la civilización, la producción y los servicios en todo el mundo están siendo modificados por la inteligencia artificial (IA), el Blockchain y el Internet de las cosas (IoT), por mencionar solo unos ejemplos.

Las constantes y cada vez más rápidas actualizaciones de la tecnología han traspasado casi todas las fronteras, incluyendo los terrenos de los negocios. Y es aquí donde la cuestión se torna interesante, las tecnologías están rompiendo esquemas que antes parecían unívocos e inquebrantables.

Impacto de la IA en la sociedad

La IA, por ejemplo, tiene aplicaciones en el comercio, en instituciones gubernamentales u otras organizaciones que requieren interpretar una gran cantidad de datos para ofrecer conocimientos específicos y útiles, ya sea para los negocios o para brindar un servicio especializado.

Naturalmente, la IA tiene enfrente el desafío de conseguir que sus máquinas sean capaces de realizar deducciones superiores de las que puede realizar el ser humano. Aunque el método de aprendizaje de la inteligencia artificial radica en la probabilidad, toda vez que lanzan sus deducciones en la realidad más probable, resulta innegable que ha logrado avanzar en varios aspectos de la sociedad, de llegar, por ejemplo, a realizar exploraciones en lugares muy remotos.

Recordemos el caso del robot Curiosity que fue lanzado por la NASA en 2011 al planeta Marte para realizar exploración de la superficie marciana.

Si bien es cierto que este robot se encuentra destinado solo a la exploración, también es verdad que es una prueba irrefutable del avance de la tecnología. Un avance que supone también una disrupción, sobre todo para quienes pensaban que llegar a conocer la superficie del planeta rojo era solo cuestión de ciencia ficción.

Pero también, para no ir tan lejos, la IA ha contribuido a tareas más cotidianas, como el de la gastronomía. “Chef Watson” es un algoritmo que permite crear recetas con base en los ingredientes que uno pueda tener en la alacena.

No hay que olvidar, por supuesto, los asistentes personales de los dispositivos móviles. Alexa, por ejemplo, en Amazon Echo; o el ya clásico Siri, de Apple, y recientemente el Xperia Agent, de Sony.

La IA ha tenido la gran oportunidad de adecuarse a las necesidades cada vez más apremiantes de sus usuarios, por ejemplo, a través de los dispositivos móviles y los smartphones. Los asistentes son capaces de equivocarse, ajustarse a las necesidades de los usuarios e incluso mejorar sus “razonamientos”.

Cómo Blockchain contribuye al sector financiero

El Blockchain, por otra parte, resulta un complemento perfecto de la IA. Ambas tecnologías están consideradas como disruptores para la innovación.

Ahora bien, cuando hablamos de blockchain ya no se trata solamente del bitcoin. Luego de que el blockchain fue finalmente reconocida como una herramienta tecnológica de codificación muy sofisticada, sus aplicaciones prácticas se han llevado a varios terrenos.

En el sector de la banca y las finanzas, ha evolucionado al grado de que es posible llevar la contabilidad de las empresas con esta tecnología, ya que es comparable con un libro contable en el que es posible registrar los activos y los pasivos.

Como el blockchain es sinónimo de transferencia de datos súpersegura gracias a su codificación hipersofisticada, el ámbito automotriz ha aprovechado las bondades de esta tecnología. Es utilizada en este sector para crear un historial del proceso de fabricación de un automóvil. Esto se traduce en un control más eficaz a fin de supervisar y mejorar cada paso en las líneas de producción.

Para aplicaciones legales, puede mejorar los procedimientos de transparencia y accesos a los contratos y en el educativo es ideal para los expedientes. Otros de los usos que ha tenido la tecnología blockchain es prevenir el fraude electoral. Con este sistema es posible un conteo de votos prácticamente imposible de descifrar.

Un uso que no hay que soslayar es que en 2017 el blockchain fue el medio para enviar cupones de criptomonedas a los refugiados sirios durante el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente.

Si bien es cierto que la tecnología no se detiene, también es verdad que depende de la civilización humana qué usos darle para sacarle el mejor provecho.

Este artículo está clasificado como: , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR