Más salvadoreños recurren al dinero electrónico

Geraldine Varela

Agilidad y seguridad en el uso del dinero electrónico son las principales ventajas de los pagos electrónicos, una tendencia que ha tomado auge en El Salvador.

Geraldine Varela @varelageraldine

La necesidad de agilizar los pagos y las transacciones así como tener la certeza de que se hacen de forma segura es lo que motiva cada vez más el uso de dinero electrónico. Así lo aseguró Estela Castillo, Senior Product Manager de servicios móviles financieros y servicios digitales de Tigo.

De acuerdo con Castillo, el crecimiento del 30% anual entre los usuarios demuestra que el uso del dinero electrónico está ganado la confianza de los clientes.

“A finales del 2015, la empresa gestionó 600 000 pagos digitales al mes. A esta fecha ya estamos a 800 000 usuarios haciendo pagos, lo que significa un crecimiento de más del 30%”, explicó Castillo.

Agregó que esto significa más que aceptación y uso pues los usuarios se han dado cuenta de que el dinero electrónico resuelve genuinamente problemas de agilidad, seguridad y conveniencia en cuanto al manejo del tiempo, además del tracking de las transacciones.

Por ejemplo, Tigo Money se ha convertido en el colector número uno de energía eléctrica del país, al igual que la Fundación Teletón, Plan Niña, aseguradoras y microcréditos. L

Puede interesarle: ¿Por qué los guatemaltecos confían poco en los pagos móviles?

En algún momento existe este mito de que el dinero electrónico es enemigo del efectivo. Esto es totalmente sin fundamento. Es un complemento perfecto. Hoy en día estamos entre US$44 y US$45 millones de dólares mensuales que se procesan a través de la plataforma. Esto denota una confianza muy fuerte”, agregó.

En el país el dinero electrónico se ha enfocado más en las remesas internacionales y en la colecturía. En cuanto a las primeras, es evidente la agilidad, rapidez y, la más importante, la seguridad.

“Con un sistema de pago electrónico se introduce en el celular el código que provee el familiar y de esa manera se descarga de una nube de dinero electrónico, dinero disponible para el usuario. Este es un cambio radical: saber que una persona en el interior del país puede obtener o gozar el fruto de la remesa de un familiar en segundos, con solo introducir seis dígitos en su teléfono; y todos sabemos que hay más líneas que personas en este país”, detalló.

La empresa espera que los usuarios dispongan del dinero electrónico para realizar compras. Este es un reto que viene de la mano con la educación en los usuarios finales ya que aún existe mucha desconfianza en esta forma de dinero, disponer de él para hacer transacciones, pagos en colecturías o procesos de consumo.

“Lo que nosotros llamamos socios, esa red de distribución, desde las tiendas hasta las grandes compañías, en ellos no es tan difícil compartir este cambio de mentalidad”, concluyó Castillo.

Este artículo está clasificado como: , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR