Los CIO y CFO deben ser uno solo para potenciar a IT

Soy Digital

Lo fundamental descansa en las certificaciones de gestión financiera para que el futuro de la empresa no se vea comprometida en las adquisiciones de recursos.

Juan José López Torres @jjlopezt

Los CIO y los CFO son dos perfectos desconocidos que conviven bajo el mismo techo; aunque trabajen para los mismos objetivos de la empresa, simplemente, hablan idiomas diferentes.

Por un lado, los directores de finanzas se enfrascan en resguardar los números mientras que los de TI malabarean para estirar lo que reciben y dirigir el futuro empresarial. Esas diferencias idiomáticas, en parte, son el resultado de la formación académica; y aunque han evolucionado, la sinergia está lejos de llegar a sus mejores niveles.

“En algunos casos, cuando el CIO pasa los requerimientos, el CFO se va por lo económico, el primero se molesta y ya no quiere seguir negociando. Como resultado, no recibe lo que sugiere”, consideró Luisa López, gerente general de InfoRisk, que capacita en CISA, COBIT 5, CISM, entre otros.

El rol de TI en el futuro de la empresa posee un elevado nivel de importancia en la adquisición de los recursos; al estar en desacuerdo con el financiero, incluso puede incurrir en decisiones fatales si compra más barato; aunque lo más caro tampoco es garantía de calidad.

Sugerido: CIO recurren a análisis basados en la nube para administrar los costos de activos de TI

Según Byron García, director de Seguridad Máxima, partner en Guatemala de COBIT Latinoamérica, “es imprescindible el trabajo en equipo para hacer más con menos. Esto implica comunicación efectiva en las diferentes áreas. Por tanto, se hace necesario que los CIO sean profesionales polivalentes y que conozcan todas las áreas del negocio, en especial la financiera”.

Para jugar bien el papel estratégico, los CIO están llamados a ser formados y evolucionar al estilo de finanzas mediante certificaciones para la gestión financiera, aunque parezca que este sea un terreno solo para auditores internos.

En un orden lógico, Luisa López sugirió iniciar con la de Objetivos de Control para Información y Tecnologías Relacionadas (COBIT, por sus siglas en inglés), porque esta da un marco global para alcanzar metas y entregar valor, además permite que la tecnología sea gobernada y gestionada de forma integral hasta en las áreas funcionales.

La siguiente es la Certificación de Auditor de Sistemas de Información (CISA), que permite realizar consultorías y auditorías a fondo en sistemas de información, además de gobierno y gestión de TI, operaciones y mantenimiento de TI, manejo de incidentes de información, adquisición de sistemas e incluso protección de activos

“El auditor demuestra conocimiento en gobernabilidad, abarca TI y auditoría. Es de las más difíciles y caras de obtener porque debe certificarse ante ISACA (Asociación de Auditoría y Control de Sistemas de Información) y que presente horas de trabajo”, dijo López.

La tercera recomendada es la Certificación de la Gobernanza Empresarial de TI (CGEIT), que permite a los CIO acceder a mejores prácticas y obtener mejores resultados en la gestión de los sistemas de información y comunicación. También la da ISACA.

Antes de terminar: ¿Cómo preparar a TI para diferentes áreas de la empresa?

Si bien las certificaciones son esenciales para que la gestión sea eficiente, los costos son elevados y requieren de que se les asigne tiempo.

“Es necesario meter la manos en los números, documentos, regulaciones, etc. para realmente vivir y comprender las finanzas”, planteó Byron García; InfoRisk agregó que la autoformación es obligatoria para el crecimiento profesional de los CIO.

Sin embargo, las obligaciones son tantas que las barreras para su formación llegan a superarlos. En el peor de los casos, delegan a subalternos la responsabilidad de asistir a las capacitaciones por carecer de tiempo y tener una larga lista de asignaciones.

“Tenemos casos así, normalmente el CIO está tan saturado. Los que sí van, de ocho horas de capacitación, cuatro participan y las otras cuatro se la pasan afuera hablando por teléfono porque surgió más de algún problema”, aseguró López.

Para solucionar estos impasses, las capacitaciones In Company son una alternativa que asegura el aprovechamiento del tiempo, son personalizadas y optimizan las respuestas ante un problema en la infraestructura tecnológica, concluyó.

Este artículo está clasificado como: , , , , , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR