Usar inteligencia artificial en el trabajo podría traer más felicidad

Boris Ríos

La inclusión de un asistente virtual puede ser la clave para facilitar algunas tareas y enfocarse en aquellas más exigentes.

Boris Ríos

Un estudio de Cisco demuestra que las personas de todo el mundo están listas para trabajar junto a compañeros virtuales. De hecho, agregar a un asistente virtual en el equipo podría hacer que los trabajadores sean más felices.

En el marco del reciente anuncio de Cisco Spark Assistant, el primer asistente de voz que puede ser utilizado en las reuniones de las empresas de todo el mundo, se consultó a trabajadores de 10 países diferentes para conocer su opinión acerca de la utilización de tecnologías avanzadas en el área laboral. 

La encuesta de 52 preguntas brindó resultados interesantes. Por ejemplo, el 94% de los consultados dijo que temía a las reuniones; sin embargo, el 45% de los mismos indicó que pasan más de la mitad del día en actividades similares. 

Lea más sobre: Interaccione con el cliente en tiempo real

Tres temas principales predominaron:

1.Optimistas.

La mayoría de las personas piensan que los avances tecnológicos conducirán a más puestos de trabajo, no a un desempleo masivo. Además, consideran que las máquinas los librarán de tareas aburridas y les darán más tiempo para enfocarse en un contexto más amplio.

La gran mayoría de los trabajadores (95%) cree que un asistente virtual puede mejorar los deberes laborales, como programar reuniones, tomar notas o escribir documentos y correos electrónicos.

Seis de cada 10 trabajadores expresaron optimismo y dijeron que los avances tecnológicos generarán más empleos.

Cuando se les preguntó la manera en que un asistente virtual beneficiaría a su equipo, más de la mitad mencionó que aumentaría la productividad (57%) y el enfoque (51%).

2.Las máquinas como parte del equipo.

¿Bots como compañeros de trabajo? De acuerdo. En general, las personas indicaron sentirse bien con las máquinas que forman parte del equipo.

Describieron un escenario donde un robot asistiría a una reunión, discerniría los temas discutidos y más adelante ofrecería un análisis. Nueve de cada 10 personas mostraron interés o entusiasmo por la idea. Muy pocos dijeron que estaban “aterrorizados” o que no estaban interesados.

Se les preguntó cómo se sentirían si “la próxima vez que ingresan a la oficina su computadora los reconoce, sabe que tendrán una llamada que inicia pronto y les pregunta: ‘¿Le gustaría que me una a usted ahora?’ y luego ejecute la acción (suponiendo que diga que sí). “Menos de 1 de cada 10 lo describió como “espeluznante” o “perturbador”. El resto eligió términos como “productivo”, “genial”, “inteligente”, “comprensivo” o “impresionante”.

Ocho de cada 10 personas afirmaron que quieren que los robots tomen un rol activo en las llamadas de conferencia, al aprender a distinguir entre un ladrido de perro y el presentador, para luego eliminar el ruido.

El 62% de los trabajadores espera que hablar con asistentes virtuales eventualmente reemplace completamente teclear y 3 de cada 10 esperan desechar los teclados en los próximos cinco años.

Casi el 10% de los introvertidos piensan que la IA es “inquietante” en comparación con solo el 5% de los extrovertidos.

La personalidad, la edad e incluso el interés en el iPhone X y la afición hacia el Star Trek influyen en las opiniones del asistente virtual.

Los fanáticos de Star Trek y Star Wars están más entusiasmados con las tecnologías avanzadas que los no fanáticos; el 78% de los fanáticos dijeron que están “muy emocionados” con la posibilidad de que IA pueda ayudarlos a desempeñarse mejor en el trabajo, en comparación con el 68% de los no fanáticos.

El deseo de tener un “asistente virtual” fue mayor entre aquellos que dijeron que comprarían el iPhone X tan pronto cuando saliera a la venta (67% frente al 35% de los que no tienen prisa por comprar el nuevo iPhone X).

También: 5 tecnologías claves para la transformación digital del negocio

3.La privacidad de los datos importa.

A pesar de la emoción, las personas tienen preocupaciones. 65% de los encuestados indicó que la seguridad era una preocupación importante para ellos.

Las personas que dijeron que no usarían Google Assistant o Alexa en el trabajo mencionaron los problemas de privacidad y seguridad de los datos como las dos razones principales (42% de los que respondieron).

“Al igual que las personas que respondieron a esta encuesta, soy optimista sobre las perspectivas de que la inteligencia artifical hará que nuestro trabajo sea más eficaz”, dijo Rowan Trollope, vicepresidente senior y GM de Applications Group de Cisco.

“trabajar en una compañía con IA significa que tendremos más oportunidades para tener éxito y más flexibilidad para hacer el trabajo que consideramos gratificante”, concluyó Trollope. 

Este artículo está clasificado como: , , , ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR