Una idea cuesta millones, que no se la roben

Soy Digital

Proteger la propiedad intelectual electrónica podría salvarlo de la banca rota, organismos y entidades luchan por mantener al mundo tecnológico resguardado. ¿Cómo alcanzarlo?

Karla Fernández /Quisi Aguilar

HarvardConnection.com, ¿les suena ese nombre particular? No mucho, ¿verdad? Así se llamaba la red social para la que los hermanos Winklevoss contrataron a Mark Zuckerberg, la cual tenía el objetivo de funcionar como un directorio web línea de contactos universitarios en la Universidad Harvard. Tiempo más tarde, Mark lanzó un proyecto similar “The Facebook”, sin embargo cuando esta plataforma empezó a ganar popularidad y los hermanos Winklevoss no tuvieron ningún reconocimiento demandaron al creador de la red social más famosa hasta a la fecha, acusándolo de robarles la idea de la red social.

De acuerdo con Juan Ignacio Zamora, máster en derecho informático, para lograr protección por medio de propiedad intelectual digital, se tiene que innovar en el producto que se desarrolla y ser capaz de ir un paso adelante de la competencia.

“Dependiendo de cómo se vaya a utilizar el software junto con el hardware, puede variar lo que se desee proteger. La parte esencial de una innovación asociada a un programa informático puede encontrarse en un aparato, un sistema, un algoritmo, un método, una red, el procesamiento de datos o el propio programa informático”, citó Zamora.

En caso de la creación de un producto digital como una página web, lo primero que se debe hacer es registrar la marca de manera lícita.

 Incluso en cuanto a propiedad intelectual digital se pueden proteger los sistemas operativos, sin excluirse el desarrollo de los códigos. De esta manera se puede proteger todos los componentes de la obra intelectual informática como el código fuente, tanto HTML como CSS, las bases de datos, el diseño, los textos, las imágenes y las configuraciones de cada una de las partes del producto digital.

Ver también: 3 recomendaciones para que tu CV sea de un líder IT

 Primero lo primero

Hay varias formas para de proteger la propiedad intelectual, una de ellas es por medio de patentes, donde la invención o producto debe ser original, donde hay patentes por diseño físico, intelectual, incluso por colores, como por ejemplo el rojo de la marca de bebidas Coca Cola Company.

“Dado que la legislación general sobre patentes es de aplicación a las invenciones de cualquier ámbito tecnológico sin discriminación alguna, para ser patentables deben estar asociadas a métodos comerciales y cumplir una serie de requisitos”, dijo Zamora.

En caso de que se le roben su propiedad intelectual, Sandra Guerra, abogada en Derecho de las Telecomunicaciones y Nuevas Tecnologías en el Instituto Panameño de Derecho y Nuevas Tecnologías (IPANDETEC), hizo referencia a que los pasos a seguir van a depender del tipo de producto que se quiera registrar, el derecho al que se esté aspirando y los elementos distintivos que se puedan aplicar.

“En caso de ser víctima de fraude o robo de la propiedad intelectual electrónica, la recomendación en materia legal es buscar asesoría y contactar con un abogado especialista en Propiedad Intelectual. Muchos de estos delitos deben ser atacados lo más pronto posible para procurar las pruebas necesarias y elementos suficientes a fin de sustentar el caso”, aseguró Guerra.

También se debe proceder a entablar una denuncia formal ante el ente regulador de telecomunicaciones del país.

Al existir una denuncia, el Ministerio Publico procede a realizar la investigación acompañado con peritos expertos en sistemas informáticos y con conocimientos del producto y en materia de violación de ese derecho.

De esa manera la Fiscalía inicia una investigación luego de la denuncia existente, siempre mediante la autorización del titular de la obra. 

Leyes internacionales

La propiedad intelectual en IT se sigue protegiendo de la misma forma en la que se protege la artística. De hecho, la mayoría de regulaciones legales derivan de lo determinado por el Convenio de Berna para la protección de las Obras Literarias y Artísticas, que fue adoptado en 1886.

“La creación intelectual puede darse y debe protegerse igual en un papel que en un soporte magnético”, dijo Jesús López Pelaz, director del Bufete Abogado Amigo.

A nivel internacional existen organizaciones que protegen la propiedad intelectual de cualquier persona, incluyendo las soluciones y productos informáticos, sin importante donde este puede respaldarse con instituciones como la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI) sobre Derecho de Autor (WCT), el Acuerdo sobre los Aspectos de los Derechos de Propiedad Intelectual de la Organización Mundial del Comercio, el Convenio de Berna y otros cuerpos normativos lo que buscan es proteger la propiedad intelectual.

Como parte de la gestión electrónica de los derechos, los titulares utilizan diversas tecnologías digitales para proteger sus obras contra la infracción. Estas tecnologías protegen sus obras contra toda modificación no autorizada de las mismas.

Igualmente es posible proteger elementos del sitio web de las empresas mediante derechos de propiedad intelectual como los sistemas de comercio electrónico, los motores de búsqueda y otras herramientas técnicas de Internet; los programas informáticos, incluido el código HTML de texto que se utiliza en los sitios web; el diseño del sitio web; las bases de datos; las interfaces gráficas de usuario e incluso las páginas web y hasta los aspectos confidenciales del sitio Web (como los gráficos, el código fuente, el código objeto, los algoritmos, los programas u otras descripciones técnicas, los gráficos de datos, los gráficos lógicos, los manuales de usuario, las estructuras de datos y el contenido de las bases de datos).

Particularidades locales

En el caso de Panamá, la Propiedad Intelectual Electrónica he tomado tanto la parte intelectual como la industrial a fin de cubrir todos los elementos electrónicos existentes. Este país, cuenta con su ley local de protección a la propiedad intelectual e industrial. Adicional a ello, los tratados internacionales como la OMPI que administra 26 Tratados que regulan la materia, el Tratado de Cooperación de Patentes, el Convenio de Madrid, Convenio de Paris, Tratado de Marrakech, entre otros.

 

Este país mantiene leyes especiales que regulan la propiedad intelectual. En materia de derecho de autor, se cuenta con la Ley 64 de 2012, la cual establece conceptos, derechos y procedimientos a fin de proteger las obras de los autores y son extensivas al ámbito digital, brindando a su vez la misma protección establecida, de acuerdo con  Igor Blanco, Fiscal Superior Especializado en Delitos Contra la Propiedad Intelectual del Ministerio Público en Panamá.

“Debido al crecimiento tecnológico, en nuestro territorio nacional y el aumento de infracciones y vulneraciones a derechos de creadores de estas herramientas digitales, se ha visto la necesidad, que los autores de la misma soliciten la protección de sus obras”, señaló Blanco.

Especifico que, en materia de propiedad intelectual en el ámbito digital, en Derecho de Autor y Derechos Conexos Panamá comprende el uso, reproducción, distribución de programas, ordenadores, fonogramas, videogramas, fotografías y demás obras, que conlleven a la protección de Propiedad Intelectual, sin la autorización de sus titulares.

Ver también: Los 7 mejores puestos de trabajo en IT

Costa Rica por su parte, cuenta con la Ley número 6683 de Derechos de Autor y Derechos Conexos protege los programas de cómputo, al igual que la Ley número 8039 sobre Procedimientos de Observancia de los Derechos de Propiedad Intelectual que establece los procedimientos aplicables en materia civil y penal para la protección de los derechos intelectuales, incluidos los derechos de autor porque toda creación de soluciones de IT se equiparan, a nivel de propiedad intelectual como una obra literaria, según el abogado Juan Diego Zamora, máster en Derecho Informático.

Este país también cuenta con el Registro de Derecho de Autor y Derechos Conexos, que es la autoridad administrativa, adscrita al Registro Nacional que tiene como objetivos primordiales: la inscripción de las obras literarias y artísticas, de los demás actos y contratos relacionados con el derecho de autor y los derechos conexos, así como la divulgación del derecho de autor y los derechos conexos.

 

Este artículo está clasificado como: ,

Comentarios

Para poder comentar debe iniciar su sesión:

INGRESAR